Una de las formas más efectivas de poder APRENDER o ENSEÑAR acerca de lo que Dice la Biblia, es mediante el uso de bosquejos.

Un bosquejo nos sirve para ordenar las ideas principales acerca de un tema específico.

Puede ser usado en el caso específico del aprendizaje como una especie de resumen de los puntos principales o enseñanzas que encontramos en un pasaje bíblico concreto, o acerca de un personaje o historia de la Biblia, como también acerca de una temática en particular.

En el caso de la enseñanza, usamos bosquejos para tener una guía ordenada de los pasos que vamos a seguir para exponer sobre un tema específico.

Es una forma fácil y rápida de exponer y ordenar las ideas que queremos desarrollar de forma mas extensa en un discurso, predicación o enseñanza.

La técnica del bosquejo ha sido utilizada desde hace siglos atrás por los principales expositores de los principios bíblicos, y sigue siendo válido hoy día tanto para grandes maestros y expositores, líderes, mentores y demás, cómo también para aquellos que comienzan en el arte de aprender para luego enseñar.