Cada unos cuantos años nos damos cuenta que las personas con las que estamos trabajando en la iglesia, y las personas que estamos trabajando en la iglesia, nos habituamos a un sistema que hemos creado para que toda la infraestructura y el mecanismo de la iglesia “funcione”.

Es así que cada unos cuantos años, hay muchas de las personas que están dentro de la Iglesia, siendo discipuladas, o ejerciendo como líderes, que quizás no estamos  en el lugar que estamos por las razones correctas.

La mayoría de las personas no se dan cuenta, y no lo saben, pero cada 4 -5 años, los grupos que frecuentan la iglesia y las actividades que desarrollamos, van cambiando, y cuando esas personas cambian, se producen nuevos ciclos, que se repiten otra vez cada un poco de tiempo.

Estos ciclos, dejan como resultado una limpieza de personas, y las personas que no están en la iglesia por la motivación correcta, la van dejando, y nuevas personas entran en los grupos de personas con las que se va a trabajar, y nuevas personas entran en los grupos de liderazgo y ministerios de la iglesia.

Creemos que este año, va a ser uno de esos años de limpieza, donde las personas que están, por una u otra razón, tomarán una decisión, si seguirán en su lugar, o si van a dejar la iglesia.

Y desde la parte de las personas que dirijimos de alguna manera las actividades, estamos enfocados a lograr esa limpieza, para lograr que las personas que queden, se queden por las razones y las motivaciones correctas.

Entonces, hay varias cosas que van a cambiar en las actividades de este años en la iglesia.

EL GRUPO DE ALABANZA

El grupo de alabanza quizás no siga más.

Nos hemos dado cuenta que hay algunos músicos que están tomando el grupos de alabanza como una plataforma en la cual mostrar sus habilidades musicales, y otros están aprovechando esto como una diversión, y como una excusa para mostrar que están sirviendo a Dios, cuando la motivación real de este ministerio, debería ser el deseo de adorar y alabar a Dios con los talentos que Dios nos ha dado, y muchos no estamos usando el talento que Dios no dio, porque si Dios te dio un talento, es para que lo multipliques, y algunos ni siquiera tenemos la responsabilidad de ensayar y aprender más, porque nos queda muy fácil excusarnos en el resto del grupo, y conformarnos con un “igual salió pasable”, Dios al que le dio talentos y no los usó, se los quitó y se los dio al que multiplica sus propios talentos.

El grupo de alabanza resulta en una diversión para una gran cantidad de personas de la iglesia, que vienen a las reuniones, porque les gusta disfrutar de la música que se toca, y es una oportunidad de acudir a un show musical del cual pueden participar en la medida que a ellos se les antoje cada día. Para otros, es una excusa para venir y reírse da los músicos, que sin ser perfectos espiritualmente, están ejerciendo un ministerio para el que no están calificados “moralmente” y para otros, porque hay músicos que no están a la altua “musicalmente”

Entonces quizás lograríamos que las personas que vienen a la iglesia en busca de alabanza y adoración a través de la música, lo hagan simplemente con sus voces y las palmas, o como Dios les ponga en su corazón que alaben y adoren.

LAS REUNIONES DE LOS DOMINGO DESPUÉS DEL CULTO

Otro de los grandes cambios que creemos necesarios, es el tipo de actividad que se lleva a cabo los domingos en invierno después de las reuniones, las famosas tortas fritas, el café y el mate.

Hemos notado que muchas personas vienen a las reuniones de los domingos, porque después se pasa un buen rato, unos pocos trabajan , para que muchos disfruten de las tortas, el mate o el café, y bueno, para algunos después hay que “bancarse” las charlas de las preguntas, pero bueno, vale la pena igual por el rato que se pasa charlando de otros temas igual.

Quizás las charlas con las preguntas y respuestas sigan adelante, porque eso es algo que sería de edificación y enseñanza… pero seguramente las tortas, el mate y el café, no sigan mas.

LOS JUEGOS EN LAS REUNIONES DE JÓVENES

Los juegos en las reuniones de jóvenes son una excusa para que personas no cristianas puedan ser atraídas a entrar en la iglesia, pero últimamente se están volviendo bastante tediosos, ya que muy pocos son los que quieren participar, y bueno, son una razón de críticas, ya que se dice que los juegos están aburridos, que siempre lo mismo etc etc.

Las muchachas vienen muy poco, y se aburren bastante, o al menos eso parece, a menos cuando se sientan a charlar y chusmear, a veces, hasta de personas que están en el mismo grupo de la iglesia, en lugar de apoyar y ayudar a lograr cambios, vemos que muchos están con ojos clínicos tratando de encontrar defectos, y lastimar en base a ellos.

LAS JUGADAS DE PING-PONG

El efecto contrario a los juegos que mencionamos antes lo tiene el ping pong. Resulta que el ping pong si que genera mucho entusiasmo en la gurisada varones. Pero el problema es que si no hay ping pong, tampoco hay muchos de esos jóvenes en la iglesia, así que hay muchos que vienen y siguen en el grupo porque les gusta el ping pong, no porque les guste la iglesia

MAS COSAS QUE SE VAN

Y así como estas cosas que estamos pensando en quitar de las actividades, se suman otras menos habituales, como ser las PPELÍCULAS, las COMIDAS de noche sea en la iglesia o sea en lo de Jonatán, las salidas de camping o las “ollas criollas”, son cosas que distraen mucho a las personas de cual debería ser la motivación real por la que estamos en la iglesia.

QUE FUNDAMENTO BÍBLICO TIENEN ESTAS DECISIONES

Tomar estas decisiones no es sencillo, pero hay pasajes bíblicos que nos ayudan en esto.

Dice la Biblia, buscad primeramente el reino de Dios y su justicia, y todas las demás cosas os serán añadidas.

Cuando Jesús se refiere “al reino de Dios” de está refiriendo a un montón de ideales y principios morales y espirituales que Dios espera que se instalen en nuestro corazón, cuando se refiere a su justicia, se refiere a que esos principios sean los que regulen nuestra vida y la de las personas que nos rodean.

Cuando dice “y todas las cosas” ya no se está refiriendo a emociones, pensamientos y fundamentos espirituales, sino a cosas materiales, a actividades que podemos desarrollar, cosas que podemos hacer, a sueños y metas que queremos alcanzar.

Entonces, nuestra motivación, lo que nos mueve a venir a la iglesia, debería der el deseo de vivir de acuerdo a esos principios espirituales y morales que hacen al reino de Dios y su justicia, y todas las demás cosas, serían todas estas cosas que estamos pensando en eliminar, al menos hasta que todos hallamos instalado primero el reino de Dios y su justicia en nuestros corazones.

Otro pasaje muy interesante que lo podemos aplicar a esto, es el pasaje del joven rico.

El joven rico había instalado en su forma de vivir el reino de Dios y su justicia, y había logrado con mucho éxito eso de “todas las cosas serán añadidas”, el joven había alcanzado mucho mas de lo que podemos pensar, pero las “COSAS” llegaron a ser mas importante que “EL REINO DE DIOS”, porque él no fue capaz de renunciar a las cosas, para poder mantener el reino de Dios.

Muchos de los que estamos aquí, músicos, líderes, cristianos y simpatizantes, estamos aquí porque nos atraen mucho las “COSAS”, y son esas cosas que estamos pensando en quitar para que nos podamos concentrar en el REINO DE DIOS.

Entonces la pregunta sería
“¿QUÉ ES LO QUE TE MOTIVA?
¿Te motiva la música?
¿Te motivan las tortas fritas?
¿Te motiva estar un rato con personas de tu edad y con las que tienes afinidad?

¿QUÉ ES LO QUE TE MUEVE?
¿Te mueve la diversión?
¿Te mueve el ping pong?
¿Te mueve buscar a alguien que te guste?

En la iglesia buscamos personas que estén aquí por las motivaciones correctas, buscamos personas que sean movidas por el amor de Dios, y si para lograr eso, es necesario quitar todas las distracciones que supone el “todas las cosas os serán añadidas” entonces, habría un fundamento bíblico para hacerlo.

Ahora les voy a dejar una pregunta, y quiero que esa pregunta se la hagan ahora, y quiero que se la hagan después de terminar esta conversación, y quiero que se la hagan en sus pensamientos más íntimos.

Pero antes de hacerles la pregunta, les debo confesar algo… Todo lo que dije acerca de lo que vamos a quitar, no es verdad, al menos por ahora…

Pero entonces viene la pregunta

¿QUÉ PASARÍA SI FUERA VERDAD?
¿ESTARÍAS EN LA IGLESIA MAÑANA Y DENTRO DE UNA SEMANA, Y UN MES Y UN AÑO?
¿CUÁLES SON LAS COSAS QUE TE DISTRAEN DE PENSAR EN EL REINO DE DIOS?

Si fuera tiempo de hacer una limpieza en el grupo de la Iglesia, ¿ quedaré yo entre las personas que están aquí por las motivaciones correctas?

LOS FARSANTES

El mundo de hoy está lleno de farsantes, hay estafadores farsantes, predicadores farsantes, cantantes farsantes y hay otra especie de farsantes…

Pero nunca te pusiste a pensar porqué?

Porque a la gente le encanta ser farsante, y hay una especial atracción hacia las personas farsantes, hacia los negocios sucios que terminan siendo una farsa, hacia las relaciones extramaritales, relaciones con otros fuera del noviazgo, que terminan siendo todas una farsa.

Pero el mundo de hoy, disfruta de vivir en medio de una farsa generalizada. Por eso pueden triunfar hoy tantas ideologías farsantes como las ideologías de género, el aborto, el feminismo, gobiernos que penalizan el cigarro y promueven la marihuana, que le quitan el dinero al que trabaja y le paga al que no trabaja, que no gasta en remedios para los enfermos pero paga para que las mujeres maten a sus bebés o las personas se cambien de sexo.

LA SOCIEDAD ACTUAL ES UNA FARSA

Ejemplo: El negocio de Ingenio multimedios por internet

Muchas personas creen que es una farsa, pero sin embargo muchas se sienten tentadas a ver de que se trata, porque amamos las farsas, aún aunque corramos el riesgo de ser víctimas de los farsantes.

Entonces debo explicarles a las personas, las razones por las que ese trabajo no es una farsa, pero lo mas triste, es que cuando finalemente la gente entiende que ese trabajo es real, no lo quieren, pero mientras pensaron que podía ser una farsa, estaban interesados.

QUÉ PASA CON EL CRISTIANISMO?

Qué tiene que ver eso con el cristianismo, pues casi todo.

La gente muchas veces entra a las iglesias, pensando que la vida cristiana es una farsa, y están dispuestos a jugar el juego, y vivir una vida cristianas que es una farsa. Es por eso que las iglesias cada día mas están llenas de cristianos entre comillas que se van a ir al infierno, porque están viviendo una farsa mas, como tantas otras que hay en la sociedad.

El problema es cuando se encuentran con una iglesia, que les explica, que la vida con Cristo no es una farsa, cuando ponemos en orden las reglas y prioridades que Dios reclama, las personas se desengañan, y al darse cuenta que la vida con Dios no puede ser una farsa, abandonan las iglesias, y se van a vivir una vida farsante en otro lugar.

QUÉ PASA CON TU VIDA?

El otro gran punto a tener en cuenta, es como estas viviendo vos tu vida dentro del cristianismo. Estás viviendo una farsa? Hasta cuando crees que podrás vivir una vida de aparentar ser cristiano, de ser un cristiano farsante, en una iglesia donde ya te hemos mostrado que la vida cristiana no es una farsa. Te hemos contado las bendiciones de ser cristiano, pero también te hemos contado las normas a seguir. Te hemos contado los beneficios, pero también te hemos contado los sacrificios.

En qué punto estás? Estás comenzando a venir a la iglesia, pensando que puedes vivir una vida cristiana falsa? Te estás dando cuenta que no todas las iglesias te van a a dejar vivir así sin confrontarte con la verdad? Estás a punto de dejar todo porque te interesa vivir una farsa y ya no puedes? O estás luchando para dejar de ser un farsante?

A Dios le interesan todas las personas, pero Dios solo puede ayudar y entregar sus beneficios y bendiciones a aquellos que forman parte de ese grupo pequeño que están luchando por dejar de ser farsantes.

Si no estás en el grupo de los que quieren dejar de ser farsantes no te enojes con Dios cuando no recibes lo que quieres, Dios no puede ayudarte si no eres un cristiano real. Si no estás en el grupo de los que quieren vivir una vida cristiana verdadera, no te enojes con aquellos que se alejan de ti porque ellos sí quieren vivirla.

Dios quiere darte todo lo que tiene para vos, los cristianos verdaderos deseamos ayudarte y deseamos ser mas, para poder hacer frente a esta sociedad farsante, pero nada va a pasar, hasta que tu decisión y tu acción sea la de vivir como cristiano de verdad.

Es una decisión difícil de tomar, pero mucho mas difícil de vivirla…si alguna vez te dijeron que lo mejor es vivir contra la corriente, haciendo cosas diferentes a todos los demás, siendo únicos y especiales, de eso se trata ser cristiano, bienvenidos al club.

Diversión y juegos – recompensa o castigo

Recompensa es seguir jugando… hasta que un día pierdes…

Los juegos son como el pecado, los practicas hasta que un día eres castigado.

El castigo del pecado es la muerte, pero mientras no morimos el castigo son cadenas.

Cadenas – esclavitud

Satanás nos ha engañado, ofrece diversión, pero su fin es la esclavitud

LAS CADENAS NOS OBLIGAN

  1. UNIÓN por obligación
  2. SUMISIÓN a la fuerza
  3. PACIENCIA con FRUSTRASIÓN, no hay más remedio estar juntos.
  4. RABIA y ENOJO por tener que SOPORTAR al otro a quien no entiendo y no quiero.
  5. FRACASO, las personas encadenadas no pueden luchar por sus propias metas

ESCLAVITUD – LIBERTADOR

Un libertador que espera a ser llamado. Ohhh, y ahora ¿quién podrá defenderme?

Jesús puede romper las cadenas. Si pedimos ayuda de Dios, el paga el castigo por nosotros, nos libra de las cadenas y nos da libertad.

LA LIBERTAD DE JESÚS NOS SUGIERE

  1. UNIÓN sí, pero por ELECCIÓN
  2. SUMISIÓN sí, pero por DECISIÓN
  3. PACIENCIA con AMOR, si puedo ser paciente en lo malo puedo serlo en lo bueno
  4. MISERICORDIA, entender al otro me capacita para SOPORTAR en el sentido de dar soporte
  5. VICTORIA, si en lugar de cadenas hay libertad, también hay trabajo en equipo, eso potencia mis habilidades y las del grupo y nos lleva a alcanzar metas individuales y grupales.

Personajes: Los discípulos y Jesús resucitado

La película:

Los discípulos convivieron con Jesús 3 años

Los discípulos conocieron a Jesús tanto que podían reconocer su voz, su rostro, su forma de hablar, su forma de actuar, y la forma de pensar

Los discípulos estaban tristes, y habían comenzado a tener una vida normal otra vez, en sus trabajos y sus familias. En la historia de Juan, podemos ver que los discípulos habían vuelto al negocio de la pesca

Jesús se presentó junto a ellos pero no les dijo que él era Jesús resucitado.

Los discípulos convivieron con Jesús varias horas, igual que antes pero no fueron capaces de reconocerlo, hasta que Jesús les dio de comer.

Enseñanza

Nosotros somos como los discípulos

Jesús ya no está entre nosotros, pero sabemos cómo es, y sabemos que él nos dejó el espíritu santo, que también es Dios, y actúa y siente de la misma manera.

La vida en el mundo nos llena de responsabilidades, igual que a los discípulos, tenemos tristezas y preocupaciones…

Jesús viene y se nos presenta al lado de nosotros, camina con nosotros, entra a nuestra casa, PERO NO NOS DAMOS CUENTA QUE ÉL ESTÁ CON NOSOTROS.

Los discípulos no pudieron dejar a un lado sus cosas, sus situaciones actuales, sus problemas y sus sentimientos, y por eso no podían reconocer a Jesús.

Nosotros corremos el riesgo casi siempre de NO DARNOS CUENTA, NO PERCIBIR QUE JESÚS ESTÁ.

Algunos discípulos se animaron a arriesgar que ese podía ser Jesús, pero ninguno estaba seguro, y como se creían solos, estaban enfrentado la vida solos, aun cuando Jesús iba caminando con ellos, ellos seguían enfrentando la ausencia de Jesús solos.

Solamente cuando Jesús les dio de comer, ellos pudieron darse cuenta que ese que había estado todo ese tiempo con ellos era Jesús.

Por qué cuando Jesús partió el pan fue cuando lo pudieron reconocer?

Porque el partir el pan tenía un significado muy fuerte en la relación de Jesús con los discípulos. No solo era una señal de amistad, compañerismo y de compartir las mismas cosas, cuando Jesús les daba el pan, eso tenía un trascendencia espiritual, y es que Jesús les alimentaba espiritualmente.

Partir el pan era símbolo de fortaleza espiritual, de alimento, de recibir lo que Jesús tenía para darles.

Y eso mismo significa para nosotros, por eso es que muchas veces no tenemos la capacidad de darnos cuenta que Jesús está con nosotros hasta que no llega el momento en que Jesús nos da ese alimento que necesitamos, no es hasta que JESÚS nos da la salida para nuestro problema, la sanidad para nuestra enfermedad, el consuelo para nuestra tristeza y la paz para nuestra situación, que recién ahí nos damos cuenta que ese que venía caminando todo el camino con nosotros era JESÚS.

Pero que hubiese pasado, si los discípulos hubiesen reconocido a Jesús desde el primer momento, y que pasaría si nosotros pudiéramos ver a Jesús desde mucho antes que empiecen las situaciones difíciles???

Seguramente nunca llegaríamos a sentirnos tan solos, seguramente los problemas no crecerían tanto, seguramente la bendición llegaría mucho antes.

El desafío: estar atentos a la voz del Espíritu Santo, ser sensibles a la presencia de Jesús, ser obedientes a lo que Dios espera de nosotros, para poder caminar conscientes de que JESÚS es el que va con nosotros.

Una de las actividades más populares de Halloween es salir casa por casa a pedir caramelos, si el dueño de casa te los da, es un trato, si el dueño de casa te los niega, es un truco, y quedará expuesto a que se le haga alguna maldad o travesura.

TRATO – Dame lo que te pido sin importar las consecuencias
TRUCO – Si no me das lo que te pido sufrirás las consecuencias.

Las personas somos expertas en pedir, nos encanta que otros nos cumplan nuestros deseos. Y los cristianos no escapamos a esta realidad, muchas veces hasta interpretamos mal algunos pasajes bíblicos para poder fundamentar nuestro AMBICIOSO DESEO DE OBTENER COSAS DE DIOS.

Salmos 37:4 Deléitate asimismo en Jehová, Y él te concederá las peticiones de tu corazón.

Muchas veces, creemos que Dios no es justo con nosotros, y que él debería concedernos las peticiones de nuestro corazón siempre. Pero… la palabra de Dios dice “deléitate” ese término, implica que nos vamos a poner de acuerdo, que nos va a gustar la forma en que Jehová piensa, porque dice, deléitate EN Jehová, es una condicionante, que me agrade, que disfrute como es Jehová, para que el conceda las peticiones de mi corazón, que, si me estoy deleitando en él, entonces serán las peticiones que él espera de mí, pero no siempre es así.

CUANDO NO ESTAMOS ENAMORADOS DE DIOS SINO DE LO QUE ÉL NOS PUEDE DAR.

Imagina que estas de novio y tu pareja te dice que te ama, y te quiere, y le encanta pasar tiempo contigo, pero vos has notado cosas extrañas en la relación. Cada vez que salen y están juntos, siempre te pide que le compres algo. Ropa. Un nuevo celular. Entradas para un evento. Te pide que le ayudes en esto o lo otro, y no tienen una sola conversación que no termine con: “¿Me compras esto? ¿Me das esto? ”. Pronto te das cuenta que tu tarjeta de crédito ya no puede aguantar todas estas compras y le dices a tu pareja: “Perdóname, mi amor, pero ya no puedo comprarte nada”. Al otro día corta contigo por mensaje de texto diciendo: “Yo no puedo estar con alguien que no me ama. Ya nunca te quiero ver”. Porque no le diste lo que te pidió, ya no quiero estar contigo.

Tal vez te sentirías triste por un tiempo (¡o tal vez aliviado!), pero cualquiera te diría, “Ella nunca estaba enamorada de ti, estaba enamorada de lo que tú le podías dar”.

CUANDO DIOS ES PARA NOSOTROS COMO UN GENIO DE LA LÁMPARA.

Canción popular: 3 cosas hay en la vida, salud, dinero y amor. Cuando tomamos a Dios como genio de la lámpara pedimos estas 3 cosas, porque va muy bien con los 3 deseos que tenemos.

Muchas veces nos acercamos a Dios como si fuera el genio de la lámpara. Pedimos cosas, queremos cumplir nuestros caprichos, pero cuando Dios no cumple nuestros deseos, lo rechazamos y cubrimos nuestro egoísmo con excusas como: “Es que Dios no responde a mis oraciones”, “Es que Dios no me escucha”, “Es que Dios no es justo”.

El hecho de que Dios no te haya dado todo lo que tú corazón desea no significa que él no existe o que él no te escucha, simplemente Él tiene un plan y un parámetro diferente para santificarte que tú.

Muchos de nosotros oramos en momentos de aflicción pidiendo que Dios solucione nuestras circunstancias inmediatas. “Estoy enfermo, quítame esta enfermedad”, “Estoy deprimido y solo, quítame esta depresión”, “Estoy en deuda, quítame estas deudas”. Pero la voluntad de Dios no es cambiar tus circunstancias, sino cambiar tu corazón, para que en el futuro tú mismo puedas construir y superar tus circunstancias.

Todo lo que pedimos, siempre están en relación directa con algo que queremos lograr, para de esa forma, satisfacer nuestra necesidad de apagar algunos de nuestros miedos más íntimos. El miedo a la soledad, el miedo a la falta de afectos, el miedo al dolor, el miedo a la necesidad.

DIOS NO TIENE MIEDO DE  NUESTRO DOLOR, DIOS NO TIENE MIEDO DE NUESTRA AFLICCIÓN, DIOS NO TIENE MIEDO DE LAS CIRCUNSTANCIAS.

Pero Dios no tiene temor de lo que nosotros sentimos. Su soberanía no depende de nuestras emociones. Él no tratará de anular nuestro dolor o de cambiar nuestras circunstancias con soluciones rápidas y temporales. Somos libres para expresar nuestro vacío y tristeza en el momento, pero él nos permite sentir ese vacío para que tengamos la necesidad de acercarnos a él, y recién en esa condición, somos capaces de deleitarnos en él, entonces, nuestras peticiones serán las correctas, y el las concederá.

Cuando Dios tiene en mente lo que quiere para nuestro bien, se va a meter con las cosas que ocupan nuestro corazón, y nos forzará a que dejemos de atesorarlas, y ese será un proceso doloroso.

Cuando en nuestro corazón no hay espacio suficiente para las cosas que Dios quiere poner dentro, Dios se encargará de arrancar las cosas que más atesoramos y que no dejan que él tenga lugar en nuestra vida.

 Y a veces hasta pueden ser cosas buenas, pero que están trayendo consecuencias malas, y Dios necesita quitarlas para colocar las cosas que él sabe que son las mejores. Dios tiene que crear espacios para que él pueda ocuparlos.

Lamentablemente los cristianos nos creemos expertos en jugar con el TRUCO O TRATO.
TRATO – Dios, dame lo que te pido sin importar las consecuencias y te voy a seguir.
TRUCO – Dios, si no me das lo que te pido entonces ya no voy a seguirte.

VIVIMOS DEMASIADO PREOCUPADOS EN OBTENER LO QUE PEDIMOS QUE NO NOS DAMOS CUENTA QUE ES LO QUE DIOS NOS QUIERE DAR.

Dios espera de nosotros que tengamos la capacidad de dejar que él nos dé las cosas que él quiere, y que aprendamos a pedir primero su presencia en nuestra vida, que él quite lo que no sirva y que ocupe esos espacios con su espíritu, y entonces muchas de las cosas que creíamos necesitar, ya estarán cubiertas, y otras dejarán de ser relevantes.